Hace poco más de un mes se conocía la sentencia del juicio contra el grupo neonazi NSU (siglas en alemán de Clandestinidad Nacionalsocialista) y la integrante Beate Zschäpe en la Audencia Territorial de Múnich por el asesinato racista de 10 personas, 15 atracos y atentados con coche bomba en diferentes ciudades alemanas contra inmigrantes: cadena perpetúa para Beate Zschäpe, única integrante viva de la célula neonazi alemana NSU como cómplice de los asesinatos y partícipe en la logística del grupo terrorista. Este grupo nació en la localidad de Eisenach y estuvo activo desde 1998 hasta 2011.

Zschäpe se entregó a las autoridades un 11 de noviembre de 2011 pero no era la única que actuaba. Junto a ella otros dos hombres perpetraron los crímenes (Uwe Mundlos y Uwe Böhnhardt) que se suicidaron una semana antes. Zschäpe voló por los aires el piso de Zwickau que usaron para organizar los crímenes poco antes de entregarse a la policía y que entre los restos se encontraron documentos de las víctimas .

Esos asesinatos pretendían “aterrorizar a la población inmigrante”. Otros neonazis que apoyaron esa red como Holger Gerlach, Carsten Schultze y André Eminger han sido condenados a tres años y dos años, y medio de prisión. Ralf Wohlleben, exdirigente del partido neonazi NPD, ha sido sentenciado a 10 años en la cárcel por proporcionar a la NSU el arma utilizada en los crímenes. Según aseguró el fiscal general, la NSU cometió asesinatos y actos criminales contra la seguridad pública “con la única intención de matar” y motivados por “el extremismo ultraderechista”, lo que les convirtió en la célula terrorista más activa y peligrosa de Alemania en las últimas dos décadas.

El descubrimiento en 2011 de la NSU supuso un duro shock para la opinión pública del país y evidenció graves actitudes y fallos de los servicios de Inteligencia nacionales. La sentencia también nos ha dejado terribles datos como la negligencia que permitió al grupo terrorista existir y operar impunemente durante 13 años sin casi levantar sospechas se le añade la implicación de agentes de seguridad que dieron lugar a uno de los mayores escándalos de la historia reciente de esta institución.

La prensa destapó que dos informadores confidenciales de los servicios secretos alemanes y dos espías estadounidenses presenciaron el caso del asesinato de la policía Michéle Kiesewetter mientras seguían a otros dos hombres conectados con una red terrorista islamista. Poco después se conoció que un agente de la seguridad del Estado abiertamente ultraderechista y conocido en su pueblo como “Pequeño Adolf” estaba dentro del café de Kassel donde en 2006 la NSU asesinó a su propietario turco. “El trío neonazi fue observado pero no detenido. A finales de los 90 los podrían tener localizados pero no hicieron nada”. Redacto según el artículo en El Periódico del periodista Carles Planas Bou.

Por si fuera poco, en una comisión de investigación del Bundestag en el 2012, el entonces jefe de la oficina de investigación criminal (BKA), Jörg Ziercke, reconoció que la policía secreta destruyó hasta siete archivadores de información vital sobre el caso que se habían recopilado durante seis años y que estaban pendientes de llegar a la justicia. Los documentos desaparecieron misteriosamente tan solo cuatro días después que Zschäpe se entregase. Hasta la publicación del informe final la policía, manchada por la sospecha, sostuvo que los asesinatos formaban parte de crímenes perpetrados por mafias extranjeras, responsabilizando así a las propias víctimas del terror neonazi.

En noviembre de 2013 se colocaron 2 placas en Memoria en la ciudad de Múnich, en los barrios Westend y Rammersdorf.

IMG_0489

Foto que hice a la placa de Trappentreustraße

Ambas placas en el lugar de los asesinatos:

640x360

El 15 de junio de 2005 murió en Trappentreustraße el griego Theodoros Boulgarides en su tienda recién abierta.En la foto la vicealcalde de Múnich Christine Strobl.

640x3602

El 29 de agosto de 2001, en la frutería, Habil Kılıç fue asesinada a tiros en el distrito de Ramersdorf en Bad-Schachener-Straße.

Anuncios